La importancia de la flexibilidad

En la Escuela Infantil La Guarde del Huerto, iniciamos con la práctica del Baby Yoga, ya que reporta numerosos beneficios a los niños, tanto a nivel físico como a nivel mental y emocional.

Las posturas del yoga aportan elasticidad e incrementan el tono muscular de los niños. Asimismo, el yoga favorece el desarrollo del control postural y de la coordinación psicomotriz de los niños que lo practican.

La práctica del yoga ayuda a los niños a aprender a relajarse a través del control de la respiración. Esto constituye una herramienta muy importante para los niños porque la relajación les aporta bienestar, favorece el control de impulsos y la canalización de su energía. Además, a través del yoga se ejercita la concentración.

Los niños practican ejercicios que requieren relajación y concentración, aprenden a auto regularse y a aplicar este estado relajado y concentrado en otros ámbitos de su vida.